Sobres y Bolsas

Un sobre es un envoltorio de papel u otro material que se utiliza generalmente para introducir en interior elementos tales como: tarjetas, hojas de carta, folletos o cualquier otro documento con el fin de entregarlos en mano o enviarlos por correo.

En este último caso, el sobre se puede diseñar para incorporar el franqueo correspondiente, el destinatario en el anverso y el remitente en el reverso.

Más información

Existen varios tipos de diseño de sobre: Sin ventana y con ventana (derecha o izquierda).
Según el sistema de cierre utilizado para el sobre podemos distinguir entre sobres estos tipos:

  • Sin adhesivo
  • Cierre humectable o engomado normal
  • Cierre con tira de silicona

Algunos de los sobres poseen un sistema de apertura facil consistente en una línea de trepado en la solapa que se abre facilmente al tirar.

Los sobres de mayores dimensiones y de cierre lateral se denominan genéricamente bolsas. Es decir, mientras que los sobres tienen la apertura por el lado más largo, las bolsas se abren por el lado corto.

Según sus solapas, encontramos la siguiente clasificación:

  • Sobre de Pico o clásico: Solapas con forma de triangulo.
  • Sobre Konstancia: Solapa recta, solapa trapezoidal o solapa redondeada.
Formato

Las dimensiones más utilizadas por los sobres podrian ser las siguientes:

  • C3 (458x 324 mm)
  • C4 (324x229 mm)
  • C5 (229x162 mm)
  • C6 (114x162 mm)
  • C6/C5 (229x114 mm)
  • B4 (353x250 mm)
  • B5 (250x176 mm)
  • B6 (176x125 mm)
  • Sobre americano (110x220 mm) y (115x225)
  • Comercial (120x176 mm)
  • Cuadrados (165x165 mm), (175x175) y (220x220)
  •  Folio prolongado (260x360 mm)

y por supuesto existe la posibilidad de fabricar sobres y bolsas a medida o especiales alejados estos formatos habituales.

Impresión

Las maquinas automáticas de sobres utilizan la impresión flexográfica para imprimir. Sin embargo la calidad de la impresión Offset es mayor y se aplica a los sobres ya fabricados y sobre todo, previamente a la fabricación del sobre, partiendo tanto de pliego como de bobina.
La calidad de impresión Offset es superior a la flexografía, sobre todo en cuatricromías, aunque también existen otros procedimientos de impresión menos usuales: Tipografía, serigrafía, termograbado, estampación en seco, ...

La impresión de sobres y bolsas se realiza lógicamente por la parte exterior de los mismos, pudiéndose realizar de varias formas:

  • a color (cuatricromía)
  • en negro
  • a dos colores
  • en colores Pantone
  • una combinación de todos ellos

Los tipos de tinta a utilizar son muy variados, tintas a base de agua, tintas grasas, metálicas, tintas fluorescentes, tintas de seguridad, tintas polímeras, etc...

La impresión interior del sobre es posible y se realiza lógicamente antes de su fabricación y sirve para dar opacidad al papel, confidencialidad a su contenido y personalidad al mismo.

Soporte

El material más común para la fabricación de sobres y bolsas estandar es el offset blanco (desde 90 grs a 150 grs.).

Sin embargo no es el único material que se puede utilizar, dado que en principio cualquier especialidad de papel en cualquier gramaje hasta los 150 grs. sirve para fabricar sobres. Por ejemplo: papeles metalizados, verjurados, estucados, ...)

No obstante existen tipos de sobres especiales que requieren de otro tipo de soportes específicos para cumplir la función encomendada, entre estos soportes se encuentran los siguientes:

  • Papel Kraft
  • Plástico
  • Bolsas acolchadas, con acolchado de burbujas de aire para proteger
  • Papel plastificado con polietileno
  • Bolsas con fuelle, en cuyos laterales hay un pliegue de papel para darle un mayor grosor al desplegar
  • Sobres y bolsas reforzados que tienen en el interior del papel unos hilos muy resistentes que previenen de roturas
Consejos

La impresión de sobres y bolsas es un medio muy versatil y práctico para enviar en su interior facturas, notificaciones o cualquier tipo de documento que se desee.
Dentro de la papelería de la empresa, el sobre o bolsa con los colores corporativos son un elemento fundamental de cara a la imagen de la empresa ante los clientes.

Por otro lado, una de las mayores utilidades que podemos darle a los sobres y bolsas es su utilización en el envío de correo directo y masivo de documentos, también conocido como mailing.

El correo directo o mailing es un sistema rápido, barato y directo de contactar con consumidores potenciales de un bien o servicio. La clave principal para lograr un buen impacto en una campaña consiste en tener actualizada la base de datos con la que personalizaremos el envío.
En función de las unidades a enviar, será necesario ensobrar a mano los elementos que componen el envío o tendremos que utilizar maquinaria especializada para ensobrar, direccionar y personalizar automáticamente estos envíos.
Cada mailing requiere de un tipo de sobre o bolsa concreto, en función del tamaño de los elementos que componen el mailing.
Es importante un mensaje inicial en el sobre atractivo y sugerente para que el correo directo no acabe en la papelera. Para ello recomendamos imprirmirlo en colores atractivos, mostrar un mensaje que estimule la curiosidad e invite a abrirlo y dotarlo de una textura o forma especial a ser posible para distinguirlo.